Búsqueda

Mostrando entradas con la etiqueta Entrevistas. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Entrevistas. Mostrar todas las entradas

ENTREVISTAS A ANTONIO PIÑERA Y ANTONIO PARDO, AUTORES DE "JAMES HORNER: EL DON DE LA INMORTALIDAD"

La editorial T&B acaba de publicar un nuevo libro de música de cine de Antonio Piñera y Antonio Pardo: 'James Horner: El don de la inmortalidad'; se trata de un estudio, que profundiza en la vida y en la obra de uno de los autores más importantes del género. Horner nos ha dejado, por desgracia, a la temprana edad de 61 años víctima de un accidente aéreo en California; sin embargo, sus creaciones, como el libro nos indica, forman ya parte de la inmortalidad.
Los autores del libro nos han concedido amablemente una entrevista a cuyas preguntas responden respectivamente:

·         
·       James Horner, como el título de vuestro libro da a entender, se ha convertido en un artista inmortal. Su inesperado adiós nos ha dejado huérfanos de un músico irrepetible que siempre permanecerá en nuestros corazones. Sin embargo, ¿el origen del libro fue realizar un homenaje a su figura o ya teníais en mente su realización?
Antonio Piñera: No, la verdad es que yo andaba enfrascado en la realización de otro libro cuando ocurrió lo del fatídico accidente de Horner. Automáticamente se me ocurrió la idea de hacerle un homenaje en forma de libro. Le pregunté a Antonio si me ayudaba y accedió encantado.
Antonio Pardo: La verdad es que todo surgió muy rápido. La repentina muerte de Horner propicio que Antonio y yo decidiéramos homenajear al genio californiano escribiendo un libro que recogiera toda su obra.


·       ¿Qué es lo que le ha convertido, según vuestra opinión, en una figura inmortal de la cultura musical?
A. Pñ: Su música en sí, su estilo tan personal de composición, que, si bien algunos han criticado, para mi no deja de ser un sello de identidad que no muchos compositores poseen.
A. Pr: Su carisma. Su habilidad para no dejar indiferente a nadie, con todo lo que eso significa, y sobre todo, y por encima de cualquier otra especulación, su enorme talento. Su música trasciende la imagen para quedarse alojada en nuestra memoria, algo que a muy pocos les ocurre. Pienso que esa es la clave de su inmortalidad…


·       ¿Cómo es la estuctura de James Horner: El don de la inmortalidad?
A. Pñ: Después de la biografía, analizamos por capítulos las diferentes décadas y cada una de las obras que compuso.
A. Pr: Su estructura es bastante sencilla, un par de prólogos escritos por el compositor Conrad Pope y el productor discográfico Robert Townson, una pequeña introducción llamada “The Time Traveler” que define la esencia de su propia música, y luego un exhaustivo recorrido –por décadas- de toda su obra.

·       ¿Cuáles han sido las principales fuentes para la elaboración del estudio?
A. Pñ: Pues la verdad es que nuestros propios conocimientos sobre el maestro.
A. Pr: Básicamente las audiovisuales. Ha sido una especie de labor arqueológica que nos ha llevado al redescubrimiento de la obra de Horner. Hemos tenido que volver a visionar las películas intentando encontrar nuevas claves que apoyen nuestros argumentos. Pero lo mejor de todo ha sido regresar a las profundidades de su música. A partir de aquí tanto Antonio como yo hemos puesto lo mejor de cada uno, ideas que sin duda están plasmadas en las páginas de este libro.


·       Conrad Pope y Robert Townson han colaborado con el prólogo. ¿Tuvisteis en mente a otras personas, aparte de ellos, para dicha colaboración?
A. Pñ: Pensamos en ellos desde un principio, Pope porque fue orquestador en numerosas obras de Horner, y Townson, además de buen amigo, era uno de sus productores discográficos.
A. Pr: La verdad es que barajamos varias opciones, algunas descabelladas (je, je), como la de James Cameron, pero Antonio Piñera tiene relación con Conrad y Robert, lo que facilito mucho la cuestión. Antonio se puso en contacto con ellos proponiéndoles la realización de un pequeño texto a modo de prólogo que recogiera sus experiencias con Horner, a lo que accedieron desinteresadamente. Ha sido todo un honor poder contar con personas que trabajaron cerca de James.

·       ¿Se incluyen entrevistas a Horner en el libro?
A. Pñ: No.
A. Pr: No, nos hemos centrado en la obra exclusivamente. Supongo que en la red es muy fácil encontrar decenas de entrevistas en varios formatos. A nosotros nos interesaba más centrarnos en su obra.

·       ¿Cuáles son los scores que más os han marcado como aficionados?
A. Pñ: Son muchos, pero me quedaría con Braveheart, Casper, La máscara del zorro o El último lobo, por citar algunos.
A. Pr: Cada etapa de mi vida tiene la suya, pero si tuviera que elegir alguna en particular quizás “Searching for Bobby Fischer”, “Krull”, “Willow”, “Braveheart” o “Legends of the fall” estarían dentro de mi top ten. Aun así hay partes de muchos otros trabajos que me siguen pareciendo magistrales.

·       ¿Y cuáles consideráis que han sido los más significativos en la obra de Horner?
A. Pñ: Braveheart, Titanic, Aliens etc etc.
A. Pr: Particularmente pienso que dos, la segunda parte de Star Trek, por todo lo que significo artísticamente –de esto damos explicación en la reseña- y “Titanic”, la obra que lo hizo inmortal.

·       Su breve idilio con la hija de Jerry Goldsmith casi se ha convertido en una leyenda urbana. ¿Cómo lo reflejáis en el libro?
A. Pñ: De forma circunstancial, tampoco le damos más importancia.
A. Pr: Una de las partes del libro está dedicada a la biografía del músico donde se refleja este hecho que poco aporta artísticamente a su vida, pero que ayudó a alimentar aún más la leyenda de Horner.

·       ¿Y su relación personal y profesional con Jerry Goldsmith?
A. Pñ: Lo mismo, siempre me gusta más hablar sobre la obra de un autor que sobre su vida. Aunque también sepa de ella, no es lo que me produce mayor interés.
A. Pr: Este tipo de cuestiones están muy bien para las interminables tertulias que todos los aficionados hemos llevado a cabo en numerosas ocasiones, pero más allá del apunte bibliográfico en “El Don de la Inmortalidad” hemos preferido omitirlas.

·       ¿Qué compositores fueron los más influyentes en su carrera?
A. Pñ: Aparte de Goldsmith, sentía una gran admiración por la música de György Sándor Ligeti, sobre todo se refleja en las primeras composiciones de Horner como La mano.
A. Pr: Hombre, está claro que los románticos rusos fueron una fuente de inspiración constante en su carrera. Quizás, y esto nunca salió de su boca, la música de Jerry Goldsmith estuvo muy presente en sus primeras composiciones. (Ahora algunos dirán que por eso salió con la hija del maestro).

·       En gran parte de sus bandas sonoras los arreglos de piezas de otros autores no aparecen acreditados. ¿A qué consideráis que es debido?
A. Pñ: Pues sinceramente creo que se debe a que no quería que su nombre apartara la atención del compositor original.
A. Pr: Esa es una buena pregunta a la que no puedo responder con datos fehacientes. No lo sé…

·   ¿Consideráis que la evolución artística de Horner ha ido en declive o todo lo contrario?
A. Pñ: Creo que a raíz de toda la caña que se le dió, Horner se vió un poco perjudicado, y quizás hasta entrara en una fase de indecisión. Pero en esta última etapa estaba volviendo a lo grande. Fijate la calidad de las composiciones anteriores a su muerte.
A. Pr: Está claro que las últimas obras de James Horner no poseen la calidad de aquellas que compuso en las décadas de los 80 y90, pero eso es algo que suele ocurrir en la música cinematográfica. Horner se acomodó repitiendo fórmulas que funcionaban, eso es evidente, pero siempre aportando destellos de calidad que seguían demostrando la enorme calidad de un músico irrepetible.

·       ¿Analizáis también sus escasas obras de concierto?
A. Pñ: Sí, por supuesto.
A. Pr: Sí, analizamos la obra “Pax de Deux” –Hemos introducido los dos análisis, el de Antonio y el mío-, su única obra de concierto editada hasta la fecha. Hay que recordar que “Spectral Shimmers” no tiene edición discográfica.

·       ¿Tenéis prevista una traducción del libro a otros idiomas?
A. Pñ: Eso corresponde a la editorial, pero sí es verdad que no paramos de recibir comentarios de aficionados de diferentes nacionalidades para que se traduzca.
A. Pr: Eso ya no depende de nosotros, supongo que la editorial es la que valorará esa cuestión siempre que le llegue una propuesta interesante de alguna editorial extranjera. Si dependiera de nosotros habría una traducción al inglés de forma inminente, piensa que es la primera obra monográfica que se realiza sobre Horner.

·      Siempre he considerado que los scores para el cine familiar y, sobre todo, para el de animación son sus bandas sonoras más sobresalientes, salvo evidentes excepciones. ¿Cuál es vuestra opinión al respecto?
A. Pñ: Opino igual que tú, pero también escribió grandes obras para otros géneros.
A. Pr: La música que Horner realizó para este tipo de producciones sobresalía de la del resto de compositores, eso está claro, al menos las relacionadas con la animación, por calidad y cantidad. Ahora bien, de ahí a decir que son las más sobresalientes de su amplio repertorio hay un abismo. Con todo, obras tan importantes como “An American Tail” o “The Land Before Time” son para los aficionados dos joyas sin parangón que definen su personal escritura.

·     Finalmente, ¿sabéis si es probable que su póstumo score para la nueva versión de Los Siete Magníficos va a ser el que se incluya en la película?
A. Pñ: He recibido información en la que se me dice que si, pero yo tengo mis dudas. 
A. Pr: Eso dependerá de Fuqua, pero imagino que dejará el Leitmotiv que Horner escribió sobre el guión y el resto se lo asignará a cualquier otro compositor.
Leer más »

Entrevista a Antonio Piñera, autor de 'Miklós Rózsa: Una vida, dos pasiones'

Hace unas semanas anunciábamos la próxima publicación por parte de T&B Editores del libro de Antonio Piñera Miklós Rózsa: Una vida, dos pasiones, que saldrá a la venta el miércoles 15 de abril y que podéis adquirir, aparte de en librerías, en Rosebud. Nos pusimos en contacto con su autor, quien con gran amabilidad se brindó a responder a nuestras preguntas, entrevista que a continuación reproducimos:

 ¿Cómo y cuándo empezó tu relación con la música de cine? ¿Y con la obra de Rózsa?
Pues yo creo que desde siempre. Mi padre era un gran aficionado al cine, y en mi casa veíamos muchas películas y una de las cosas en las que más me fijaba era la música.
Uno de esos films era Ben-Hur (1959), la extraordinaria partitura de Rózsa me dejó cautivado de inmediato.

“Una vida, dos pasiones”. ¿Podrías explicar el título del libro?
Una vida, hace referencia a la que cada uno de nosotros tenemos, y la segunda parte del título tiene un doble significado: por un lado el amor que Miklós sentía por la música y el cine; al igual que por la música de cine y la de concierto.

 ¿Qué principales fuentes has utilizado para la elaboración de “Miklós Rózsa: Una vida, dos pasiones”?
Principalmente mis propios conocimientos sobre el maestro, adquiridos a través de la visualización de toda su filmografía y la escucha aislada de toda su obra musical. También he sacado algunos datos de la Miklós Rózsa Society.

 ¿Qué diferencias principales consideras que existen entre su obra de concierto y sus scores cinematográficos?
Creo que ninguna; mucha de su música de concierto podría pasar por una banda sonora perfectamente, ese estilo apasionado lo mantenía en todas sus obras.

Rózsa escribió cerca de 100 partituras para la gran pantalla. ¿A que crees que es debido que no compusiera nunca una para la televisión?
Sí compuso para televisión, como menciono en el libro Rózsa escribió el tema central de la serie Dragnet en 1951, una serie que estuvo varios años en pantalla y que más tarde se volvería a emitir con nuevos capítulos en los años 60, 80 y 2000, manteniendo como tema principal el tema de Miklós, que no era otro que una variación del tema central de The killers (1946). Sí es cierto que el resto del score era de Walter Schumann.

¿Cuáles han sido las principales influencias del músico húngaro y a quiénes ha influido más dentro de la Industria?
Béla Bartók  y Zoltán Kodály, fueron sus grandes referentes. Dos compositores húngaros que entremezclaban muy bien una escritura postromántica, con temas influenciados por el folklore de su país natal. Pero sobre todo y viene al caso, se sentía muy atraído por la música que hacían los Zíngaros, reflejado en su música en el apasionamiento de su cuerda. Rózsa provenía de una familia acomodada, pero cuando podía ya fuera por ausencias de sus progenitores o por que se escapaba, acudía a oír tocar a estos músicos que tanto le fascinaban.
Respecto a la segunda pregunta, Jerry Goldsmith es uno de los compositores a quien más influyó la obra de Rózsa, pero hay otros muchos, como por ejemplo el propio John Williams.

 ¿Cuál es tu score preferido y por qué?
Son muchos, no podría decir uno, pero Ben-Hur a mi parecer es el más completo. Porque aúna todo el repertorio del maestro, un tema de amor sublime, acción magníficamente acompañada y ensalzada, esas marchas para los romanos nunca superadas y un misticismo religioso que pone la piel de gallina.

¿Qué banda sonora te gustaría ver editada en disco?
Me gustaría que se editara completa la música para El ladrón de Bagdad (1940), La condesa Alexandra (1937), un score romántico muy bello, o Jacaré (1942), por ejemplo, una película documental que contiene un score prodigioso, pero hay otras muchas.    
                       
Rózsa era, quizás junto con Dimitri Tiomkin, el compositor de cine con un estilo más reconocible. ¿Consideras que su estilo ha podido ser un lastre en su carrera?
Para nada, al contrario, me encanta que un compositor tenga su propio estilo y pienso que eso benefició al maestro. Lo que pasa es que a partir de los años 60 la música sinfónica en general, se vio un poco relegada por las nuevas corrientes jazzísticas y pop que imperaban en las composiciones, un sinfonismo que como se sabe fue recuperado para el cine por John Williams a principio de los 80.

¿Cuál es tu próximo proyecto literario?
Tengo varios, pero ahora mismo he comenzado la escritura sobre la música y compositores del estudio británico Hammer. Donde se hicieron grandes obras y donde escribieron música grandes autores a reivindicar como su insigne James Bernard. 

Leer más »

Entrevista a Christian Aguilera, autor de "Jerry Goldsmith: Música para un camaleón"


A la espera del volumen que publicará también T&B Editores sobre la figura del gran Miklós Rózsa, los aficionados podemos disfrutar ya de Jerry Goldsmith: Música para un camaleón, obra escrita con plausible apasionamiento por Christian Aguilera, quien se ha decantado por una estructura basada en los diversos géneros que el genio angelino abordó con tan innegable talento a lo largo de su fructífera carrera. Aguilera, mediante un estilo muy cuidado, profundiza más que en los aspectos biográficos personales, en el desarrollo evolutivo de un autor que ha sabido como nadie adaptarse a todo tipo de temática argumental. Sin duda se trata de una obra trascendental dentro del panorama literario que merece el mayor de los reconocimientos.
A través de Facebook descubrimos la publicación del libro y, tras contactar con su autor, se brindó muy amablemente a conceder una entrevista a Scoresdecine, que a continuación reproducimos:
1.      En tu libro se refleja una enorme pasión no sólo por el maestro Goldsmith, sino también por la música de cine en general. ¿Cómo empezó tu afición por ella?
Mi temprano interés por el cine me llevó a querer saber sobre las distintas disciplinas que lo integran, ya sea la interpretación, el montaje, la fotografía y, por descontado, la música. Fue precisamente Jerry Goldsmith uno de los compositores que primero llamaron mi atención, quizás porque a finales de los 70 y principios de los 80 su música abastecía muchas películas que me cautivaron o interesaron por distintos motivos.
2.      ¿Por qué decidiste realizar una estructura basada en la relación entre los géneros cinematográficos y los scores de Goldsmith?
En este libro en concreto creo que fue la única forma de encararlo a nivel de análisis. Sencillamente porque se prestaba a ello. Goldsmith participó en numerosos géneros y dada esta estructura podemos calibrar mucho mejor, por ejemplo, su aportación al western con una quincena de títulos, aunque de largo su mayor contribución se circunscribe al fantástico en sus múltiples variantes.
3.  La editorial T&B ha mostrado, y sigue mostrando, un importante interés por la música cinematográfica. Háblanos de tu colaboración con ella, así como la mantenida con Jaume Carreras, autor de algunos de los capítulos del libro.
Desde hace tiempo T&B ha mantenido una buena sintonía con los libros dedicados a la música de cine. Hasta hace poco esa relación dio como fruto libros con formato diccionario. Con la publicación del libro de Goldsmith presumiblemente se abran a publicar más monografías sobre compositores. Para mayo se anuncia una sobre Miklós Rózsa, dicho sea de paso, uno de los profesores que tuvo Goldsmith.
4.      ¿Cuál fue la primera banda sonora de Goldsmith que compraste?
No sabría decirte con precisión porque compré mucho durante un tiempo. De las primeras debía ser un LP de El planeta de los simios
5.      ¿Cuál es tu score preferido y por qué?
No tengo un score preferido de Goldsmith, pero si me pones en un aprieto te diría Lionheart, que me lo firmó el propio compositor después de uno de los conciertos que dio en Sevilla en 1993.  
6.      ¿Y aquel que más te ha decepcionado?
Te diría Link. La música para esta película, lejos de ayudar a subir el nivel, la acabó de hundir. Algo similar pasa con Traición sin límites. Pero las bandas sonoras con música de Goldsmith a desterrar representan un ínfimo porcentaje del global
7.      Sin duda, y tal como decía John Williams, Goldsmith era un auténtico camaleón capaz de adaptarse a todo tipo de géneros. ¿Crees que ha habido en el pasado o hay en la actualidad algún otro compositor que se asemeje a él en ese sentido?
Creo que la riqueza de géneros se da en países como los Estados Unidos con una poderosísima industria que lo haga posible. Por eso compositores capaces de satisfacer a propuestas que aglutinen tantos géneros solo es posible en este tipo de industrias. Además, hay o hubo compositores que han trabajado en una gran variedad de géneros, pero tienen un estilo demasiado marcado, reconocible, que los aleja del concepto de camaleón. Sería el caso de Henry Mancini o John Barry. En teoría, todos los buenos compositores son capaces de trabajar en todos los tipos de géneros, pero muy pocos como Goldsmith han ofrecido resultados tan extraordinarios en cada uno de éstos. Hummie Mann, uno de los "protegidos" de Goldsmith, hubiera podido ser un compositor con esa ductilidad pero su camino profesional le ha llevado a frecuentar la televisión donde la capacidad de innovar, de experimentar queda un tanto encorsetada.
8.      Si hubieras podido realizar una única pregunta en vida a Jerry Goldsmith, ¿cuál sería?
Jerry Goldsmith era un hombre volcado para y por la música. Una pregunta podría abrir la llave a una conversación que hubiera recordado, de haberse producido, toda mi vida. El gran "consuelo" es escuchar su música, que también habla de una inteligencia fuera de lo común del compositor angelino.

9.   Una pregunta quizás un tanto superficial pero llena de curiosidad: ¿Por qué has decidido como portada de tu libro una imagen de “Patton”?
Bueno, en principio la editorial pensó en una portada de Star Trek. Incluso se hizo una maqueta al respecto. Me negué porque consideraba que la importancia de Star Trek en la carrera de Goldsmith es muy relativa, a pesar de haber compuesto para cinco producciones de la serie. Personalmente, pienso que es una serie que no ha envejecido demasiado bien, y que la música escrita por Goldsmith para algunas de sus películas tiene su valor, pero no al punto de mostrarse en la portada del libro dedicado a su obra. La opción de Patton me dejó más satisfecho porque es una de sus cumbres creativas, al servicio de una producción dirigida por Franklin J. Schaffner, uno de los directores más importantes de su carrera. 

10  ¿Tienes algún próximo proyecto relacionado con la música de cine o con el cine en general?
Para T&B voy a publicar en noviembre de este año un libro titulado Historia del cine francés, en la línea del publicado hace dos años sobre la historia del cine británico. Me acompañan en este desafío tres especialistas del cine galo. De momento, la música la escucho de fondo. El futuro dictará si me vuelvo a comprometer con la escritura de otra monografía sobre un músico de cine.

Más información en cinemitos.com
Leer más »

Seguidores

Patrocinador

Patrocinador
Baiona
(C) Ignacio Granda - avilesbeach@gmail.com. Imágenes del tema: A330Pilot. Con la tecnología de Blogger.

Multimedia Updates

Mail

About